Publicado el 13/03/2019 Categoría: destacada, listado, noticias, principal

La empresa cántabra Newtesol se convierte en la primera empresa española en establecer una joint venture en Turquía para involucrarse en su programa nuclear.


Newtesol pertenece al Clúster de la Energía Nuclear (CINC) impulsado por SODERCAN y mantiene una estrategia de internacionalización que cuenta también con el apoyo de SODERCAN a través del Programa GLOBALIZATE


Con motivo de la sexta edición del International Nuclear Power Plants Summit (INPPS) en Estambul, la mayor feria de la industria nuclear en la región, Newtesol celebró la constitución de una empresa mixta en presencia de las autoridades turcas.

 

La joint venture tiene por socio a una cualificada calderería basada en Ankara y permitirá a la firma cántabra fabricar en Turquía parte de su rango de productos, posicionándose como proveedor estratégico para el programa nuclear turco, que exige una importante proporción de contenido local a los tecnólogos e inversores que están poniendo en marcha los diversos proyectos. En la citada Feria también estuvo presente el CLUSTER de la Energía Nuclear (CINC) impulsado por SODERCAN del que Newtesol forma parte.

 

Con tres plantas nucleares de tres tecnólogos distintos planificadas para su construcción en los próximos años, Turquía es unos de los países que está apostando claramente por esta energía limpia y sin emisiones de CO2. Las futuras centrales de Akkuyu, Sinop e Ignaeda permitirán al país disponer de una potencia instalada adicional de más de 16 GW. Pero el gobierno turco también apuesta por la evolución técnica y tecnológica de su tejido industrial nacional. Para la primera central de Akkuyu diseñada y realizada por la empresa rusa Rosatom, el acuerdo entre ambos países recoge la necesidad de fabricar al menos el 40% del importe total de equipos y componentes a través de proveedores industriales turcos, sin experiencia a día de hoy en ese tipo de industria.

 

En esas circunstancias se inscribe el acuerdo entre Newtesol y su socio local, a quien la empresa cántabra proveerá de asistencia técnica para la fabricación de determinados componentes, mientras los proyectos más complejos se construirán en la planta de Gajano. Este acuerdo permitirá a Newtesol seguir avanzando con su plan de expansión en el sector.

Los primeros contactos entre Newtesol y su nuevo socio tuvieron lugar en la World Nuclear Exhibition de París 2018 (a la que la empresa acudió con el apoyo de SODERCAN) a raíz de que la empresa cántabra fuera galardonada por el comité de expertos de la feria con el premio a la “excelencia operativa” en la categoría de PYMEs, gracias a su tecnología de recargue por soldadura con cero defectos.

 

Manuel Vila, CEO de Newtesol, ha declarado tras la constitución de la joint venture, que el mercado turco es perfecto para que Newtesol pueda demostrar sus capacidades de ingeniería de fabricación a nivel internacional: “Decidimos hace un tiempo apostar por trabajar bajo los estándares de todos los tecnólogos y diseñadores relevantes de plantas nucleares; en un comienzo con los de Francia y EE.UU., pero paso a paso estamos adquiriendo experiencia con Rusia y Extremo Oriente (China, Corea y Japón). Esta apuesta nos permite estar presentes en mercados heterogéneos en cuanto al origen de la tecnología de las centrales que se van a construir. Turquía es el mejor ejemplo de los países que no quieren depender por cuestiones estratégicas de un único origen de su tecnología nuclear.”

 

La acogida de este acuerdo por parte de todo el sector nuclear presente en la feria ha sido inmejorable. Muchas empresas turcas presentes en la feria celebraron la iniciativa; aunque ya ha habido alguna otra creación de empresas mixtas para apoyar el programa nuclear en Turquía, la de Newtesol es la primera joint venture en el ámbito de la fabricación de equipos y componentes nucleares, lo que puede permitir a los contratistas acometer la construcción de determinados equipos y componentes sin asumir riesgos adicionales por la inexperiencia de la cadena de proveedores locales desde una fase muy temprana de los contratos. “Es la solución idónea para que los constructores puedan cumplir su compromiso de contenido nacional con el gobierno turco.”

 

Después de afianzarse como un proveedor de garantía para el renovado programa nuclear de Reino Unido, así como para los programas de mantenimiento de las centrales españolas, francesas y sudafricanas, con este acuerdo de colaboración en Turquía, Newtesol prosigue un proceso de internacionalización que le está permitiendo cumplir con el plan de crecimiento dibujado en su momento para su planta cántabra de Gajano, que en los próximos meses habrá doblado su plantilla respecto a la que tenía al cierre de 2018.

 

Turquía ocupó en 2018 el 8ª lugar de nuestras exportaciones y está creciendo el número de empresas cántabras con interés en este mercado y vendiendo de manera regular. SODERCAN organizó en 2018 una jornada sobre Turquía a la que acudieron mas de 20 empresarios de la región y donde se presentaron los sectores que más oportunidades pueden ofrecer a las empresas cántabras, como el de la construcción e infraestructuras, medioambiente y energías renovables.  Las empresas españolas son “muy valoradas” en Turquía y las cántabras pueden aportar su “know-how” y “valor añadido” en estos sectores.